El Consejo de Administración de GARÁNTIA aprobó el 1 de diciembre de 2017 un Manual de Política Interna y Protocolos de Actuación para la Prevención del Delito dentro del cual se creó y se dio plena operatividad a un CANAL DE DENUNCIAS. Con el fin de adaptarse a la nueva normativa en esta materia, el CANAL ÉTICO que les presentamos sustituye al anterior Canal de denuncias y queda integrado dentro del Sistema General de Cumplimiento Normativo de GARÁNTIA por acuerdo del Consejo de Administración de fecha 14 de junio de 2022.

Se trata de un canal digital de fácil acceso, que dispone de un formulario con 7 pantallas sucesivas, con campos parametrizados y adaptados a las necesidades del usuario. Es un canal mixto, en el que el propio denunciante decide si aporta datos o mantiene su anonimato. Por otro lado, permite acceso codificado y absolutamente confidencial al denunciante a través de un pin e identificador asignados de forma aleatoria y automática. La herramienta integra todo el expediente de forma unificada en sus diferentes pasos y el archivo de la información, debidamente encriptada y protegida, garantizándose la trazabilidad de los expedientes y permitiendo realizar un seguimiento global de la información.

La puesta en marcha de este Canal Ético pone de manifiesto el compromiso firme de GARÁNTIA, en todos los niveles de su organización, con la transparencia y supone un notable avance en calidad, digitalización, confidencialidad y trazabilidad, que nos sitúa en los mejores estándares del sector.

Todos los administradores, directivos, representantes, empleados o colaboradores de GARÁNTIA mediante contrato o relación negocial laboral, civil o mercantil, podrán ser denunciantes o denunciados sin necesidad de prestar su previo consentimiento, considerándose justificado el tratamiento de sus datos a los efectos previstos en la vigente ley de Protección de datos personales al ser necesario para el desarrollo y control adecuado de su relación contractual por parte de la Sociedad.

Es necesario, no obstante, advertir que la acusación o denuncia falsas, con conocimiento de la falsedad o temerario desprecio hacia la verdad, pueden constituir delito de los previstos y penados en el art. 456 del Código Penal español.